Museu Picasso de Barcelona

Ayuntamiento de Barcelona

Menú del sitio

Ir al contenido

 

El Palacio Aguilar Montcada, 15

La mansión original es del s.XIII, con profundas remodelaciones entre los s.XV y XVIII.

Durante los s.XIII y XIV, el palacio perteneció a varios linajes nobles de la corte de Aragón. En 1386 fue adquirido por los Coromines-Desplà, miembros de la alta burguesía barcelonesa, que en 1400 lo vendieron al mercader Berenguer de Aguilar.

Sucesivas generaciones de la familia Aguilar lo fueron reformando y dejaron en el edificio las huellas de los estilos más variados. En 1837 el palacio fue vendido a las familias Clerch y Pons. Finalmente, el 3 de noviembre de 1953, el Ayuntamiento de Barcelona lo compró y llevó a cabo una intensa obra de restauración, ya que el edificio estaba muy deteriorado.

El patio central data del s.XV, con escalera descubierta, galería de arcos apuntados y muestras de escultura de gótico flamígero. Hay artesonados góticos en el primer piso.

Se conservan los restos de un gran fresco de finales del s.XIII, que evoca la conquista de Mallorca por Jaime I, en 1229. Esta pintura mural se descubrió durante la restauración de los años sesenta, al quitar el revoque de una sala, y se trasladó al Museu Nacional d'Art de Catalunya, donde se conserva actualmente.