Cara de fauno
Vallauris, 16 de octubre de 1947
Fuente (plat long), 31,8 x 38 cm
MPB 112.462
Donación Jacqueline Picasso, 1982

Primeros experimentos en Madoura

Los grandes plats longs moldeados, brindaron a Picasso el formato adecuado para sus experimentos con las técnicas y métodos de decoración en cerámica. Es notable la rapidez con la que trabajó desde el comienzo. Picasso no tardó en adquirir conocimientos sobre los materiales necesarios para aplicar las técnicas de decoración cerámica. Al verse obligado a trabajar con una «paleta ciega» –es decir, con colores que no son visibles antes de la cocción en el horno– aplicaba diseños y combinaciones tradicionales, aunque la mayoría de las veces ensayaba sus propias soluciones, por técnicamente improbables que parecieran.

En cuanto a la temática, Picasso se sirvió de imágenes tradicionales, como frutas y peces, pero también pobló las superficies de sus fuentes (plats longs) con figuras y escenas mitológicas. Como la forma de estas piezas evoca naturalmente una cabeza, dispuesta horizontal o verticalmente, Picasso transformó muchas de ellas en cabezas de mujer o de fauno.